Carlos Parra

Carlos Parra

CARLOS PARRA
BIOGRAFIA: Nació en la Hacienda “La Laguna” (Baeza, Jaén) (actual Museo del Aceite de Andalucía) en una familia acomodada de olivareros, donde, junto con sus otros 3 hermanos, estudió la enseñanza Primaria gracias a un profesor particular en su Hacienda, hasta que llegó el momento de estudiar el Bachillerato, y su padre le envió interno al Instituto de Baeza.
José Carlos, “Lalos” para su familia, era el mayor de 4 hermanos. A los 4 años hizo su primer dibujo, figuras salidas de su imaginación, que resultaron parecerse a unos peces sin que hubiera visto ninguno anteriormente. A partir de entonces interpretaba lo que veía y lo plasmaba en dibujos, a pesar de la correosa oposición de su padre.
A los 12 años, tras un trágico incidente familiar, retorna a su Hacienda para dedicarse a cuidar a su madre, y a dibujar para ella temiendo ser descubierto por su padre, hasta que ella muere, a los 16 años. Abandona entonces su casa para dirigirse a Madrid, con 8.000 pesetas en el bolsillo caminó por toda la capital. Allí se extasía contemplando Galerías y Museos, observando, preguntando y copiando obras en los museos, como cualquier estudiante de arte.
Dio por terminada su etapa capitalina y se dirigió a Barcelona donde visitó el Museo Picasso, estudió en la Escuela Massana, pintó bocetos y pequeñas obras que vendía para sobrevivir. Entró en contacto con un joven grupo de Teatro independiente Alternativo, “Els Joglars” y comenzó a estudiar Teatro y Cinematografía durante más de 5 años. Hasta que un día, para una de sus obras, este grupo alternativo necesitó presentar un cartel y…allí estaba Carlos deseando realizarlo. A partir de este reencuentro con las artes gráficas comprendió que su deseo era dedicarse de lleno a la pintura.
Su azarosa vida le llevó a Ibiza donde entró en contacto con artistas y bohemios con los que mimetizó su aspecto. Quiso el destino que en ese ambiente se encontrara con el pintor Osborne que, desde su puesto del mercadillo junto a la Muralla, pintaba miniaturas abstractas, a mediados de los años 70. Con él conoció por primera vez el trabajo con barros, pigmentos y tinta china y realizó exposiciones como la de la Galería “El Olivo” de Ibiza. Así fue descubierto por Isabel Alberich (de la Galería de Arte de Altea), lo que le catapultó a otras ciudades y países. Recorrió París, Berlín, Florencia, San Francisco… Se instaló una temporada en París donde desde el Barrio latino se ganaba la vida pintando en la calle. También vivió en Florencia donde estudió Arte, matriculándose libre en la Universidad, realizando cursos y recibiendo clases, cuando sus recursos económicos se lo permitían.
En resumen, Carlos Parra es un artista que se licenció en Arte por la Universidad de la calle.
Actualmente vive en la Isla de La Palma (Canarias) preparando su regreso a Lanzarote donde va a montar su “Casa de Vida” que albergará su Residencia, Taller y Sala de Terapia basada en el Reiki, en lo que es maestro.

Showing 1–16 of 18 results